Sponser

PASION POR EL DEPORTE

Crónicas de Darío
PUBLISHED: junio 4, 2019

 

 

Tengo 51  y todavía me considero un deportista. Lo fui y lo soy.  Re amateur, claro. Voy al gimnasio seguido y juego al fútbol  dos veces por semana.

Hay miles y miles como yo que disfrutan hacer un deporte y prepararse de la mejor manera que se pueda para eso.

En mi caso  la preparación *para*, es lo más lindo del proceso;  juntarse en la semana  y los domingos durante cinco meses hasta el torneo. Tratar de ir mejorando físicamente y con la pelota.  Rogar que no aparezcan lesiones, y por último, cuando se acerca la fecha, lograr estar en la lista de 17 que impone la organización del campeonato.

Si somos más jugadores, el DT tiene que dejar afuera a algunos. Cómo pasa en la selección!!! Pero acá somos Padres de un Colegio. ¿Estaré en la lista? una linda incertidumbre que nos va acompañando durante el proceso hasta el final.

Al deportista no profesional todo le cuesta el doble.  Tenemos un trabajo del que vivimos y una familia a la que debemos dedicarle atención. Y con lo que nos queda de tiempo  no faltar a los entrenamientos, a las reuniones, a los partidos. Los deportistas me entenderán. No es fácil coordinar todo y muchas veces  nos comemos quejas.

Somos futbolistas recontra amateurs. Pero somos un poquito más  que los que solo juegan para divertirse con amigos, en una canchita de 5, una vez por semana.

El torneo exige un gran esfuerzo físico. Se juegan tres  o cuatro partidos en un día. SI, en un día!!!!

¿Saben lo que es jugar tantos partidos en un mismo dia?     Equipo de 9 y cancha más chica que la de 11. Cada partido son 2 tiempos de 20 minutos cada uno. Y si el equipo clasifica, al otro día (el domingo) esperan cuartos de final ya con eliminación directa. El que pierde se queda afuera…

Créanme, no es joda, si no hay una mínima preparación previa, aparecen las lesiones y los soldados empiezan a caerse…

Seguro que los futboleros como yo saben de qué estoy hablando.  Nos preparamos como si fuéramos a jugar el campeonato del mundo. Vivimos, sentimos, nos ilusionarnos como chicos. Nos esperanzamos  con hacer grandes cosas, soñamos con goles, es decir… VIVIMOS el deporte.

Este finde de Mayo, los supe veteranos Maristas tuvimos el primer torneo del año. Nos fuimos invictos, aunque la ventaja deportiva en los cuartos de final nos jugó en contra pero en esfuerzo, voluntad y espíritu de grupo ganamos de punta a punta….

Recommended For You

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *