Sponser

Lo mal que estamos

Crónicas de Darío
UPDATED: diciembre 13, 2017

No vale la pena volver a enojarme al ver como queda el Cabildo después de cada manifestación. A muchos nos causa tristeza ver ese símbolo de nuestra historia pintarrajeado, manchado agredido gratuitamente sin poder defenderse. Pintado de blanco inmaculado en un par de minutos un grupo de descerebrados que se deben creer vivos, lo arruinan. Ya pasó varias veces. Hay que volver a pintarlo. ¿De dónde crees que sale la plata? Los porteños con sus impuestos ya lo pintaron y repintaron y seguirán poniéndola…
El domingo no solo lo pintaron sino que lo que pusieron dolió
“44 MENOS” pusieron en letra negra junto al signo de la anarquía.
En el noticiero pensé en insultar al aire. Estuve a punto…
Sentí indignación y asco al ver que había argentinos que pueden desear eso. Joder con el dolor ajeno es propio de hijos de puta, malnacidos para que no queden dudas. Me pongo en la piel de los familiares  de los tripulantes del San Juan, abrumados por la falta de respuestas, que deben soportar esta clase de provocaciones.
Hubo otras también desagradables:
Gendarmería asesina”, “Aparición sin vida de Patricia Bullrich”, “Muerte al Estado”.
¿Son  dementes los que escriben esto o hay muchos que lo piensan?
Ojalá sea lo primero pero los síntomas de que esta sociedad muestra signos de descomposición no son nuevos. Estamos mal, y pienso que los ej. deben venir de arriba hacia abajo, los que conducen y dirigen deben repudiar estas consignas. De derecha y de izquierda repudiar, repudiar y repudiar…

Recommended For You

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *