Sponser

Una guerra insólita a una escuela

Crónicas de Darío
PUBLISHED: junio 13, 2016

50825081

¿Se puede estar en contra de una escuela? Si me lo preguntaba hace unos días hubiera creído que es imposible.  ¿Por qué alguien no querría tener una escuela a lado de su casa?

Siempre hay lugar para una historia disparatada, insólita, increíble. Acá va…

La escuela 508 no tiene edificio propio. Funciona desde hace muchos años en la sociedad de fomento del #barriopalihue en #bahiablanca.  Parece un barrio cerrado pero no lo es aunque tiene características muy similares. Terrenos amplios casas lindas, seguridad  privada en las calles.

La 508 es una escuela especial, atiende unos 45 chicos con capacidades diferentes. Hace 48 años que  existe. Es respetada y querida por todos menos por el vecino de al lado.  Los Citta no la quieren ahí, sobre la calle Reconquista. La guerra la empezaron hace varios años. Siempre una queja, siempre un pedido para hacerle a la directora. En los últimos tiempos el matrimonio que vive pegado a la #escuela fue por mas (¿) llevaron su locura a la justicia. Ahí en Bahía, no lograron lo que querían, sin embargo no se deprimieron y buscaron que la justicia de Mar del Plata les atendiera su reclamo. Y lo lograron!!! La escuela debía dejar el lugar que ocupaba…

Cada uno de los que lee piense si alguna vez  supo de algo similar. La 508 no es un edificio de 5 pisos con cientos de chicos de jardín, primaria y secundaria que alteran la cuadra. No. Les dije que van solo 40 y pico de chicos con capacidades diferentes.

La queja era que los chicos invadían la privacidad  mirándolos cuando están en el patio.  Si siguiéramos el razonamiento increíble de los vecinos, las escuelas deberían estar lejos de los centros urbanos…

Pero la explosión mediática del caso fue letal para Verónica y Aníbal Citta. Las redes sociales los señalaron. Los lugares donde suelen concurrir les dieron la espalda. Quedaron solos en su reclamo. Con la escuela estaba todo Bahía Blanca.

Fue una reacción fulminante para que la escuela no tenga que dejar su lugar que además estuvo acompañada por la dirigencia política local. El Concejo deliberante encontró el resquicio legal para vencer la irracionalidad. El código de planeamiento urbano habilitaba escuelas primarias y secundarias en el barrio pero nada decía de las “especiales” como si estas no fueran también  escuela. La modificación terminó con una lucha irracional de dos personas que abrumados por los señalamientos debieron pedir disculpas…

La 508 seguirá allí, dando amor y comprensión a esas personitas  que tanto lo necesitan. Sensibles, queribles…ellos no lo saben pero tienen toda una ciudad que los banca…

Recommended For You

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *