Sponser

Argentina, país desequilibrado

Crónicas de Darío
UPDATED: julio 29, 2015

Por estos días sumamos como país otro dato que nos indica que prioridades tienen los que nos gobiernan. Desde ya que siempre hay que mirar los hechos antes que los discursos. En estos años hechos y palabras casi nunca fueron de la mano. Veamos:
Cuantas veces escuchamos a los funcionarios hablar de nuestros jubilados, de los aumentos otorgados (hay una ley) de las mejoras, bla bla bla…sin embargo más allá de las palabras,  la realidad habla por sí sola. La jubilación mínima está en los $3800 … y ahora nos enteramos que un preso gana más. Sí, un preso que vive  encerrado por cometer un delito desde hace unos años cobra un salario por los “trabajos” que hace…cobra $ 5800 y en pocos días  serán $ 6060…
La comparación suena a desprecio a nuestros mayores. ¿Cómo es que  a quienes trabajaron toda su vida les pagamos migajas, mucho menos que a quienes cometieron delitos?
Y no nos olvidemos que quienes se llenan la boca hablando de los jubilados no cumplieron con pagarle el 82 % móvil. Y mandan a los viejos a hacer juicio para cobrarlo. Y tampoco cumplieron con un fallo de la corte en ese sentido…
A los hechos me remito entonces…Este gobierno ha privilegiado  su relación con los presos a los que no solo les consiguió un salario sino que también intentó convertirlos en militantes. ¿Se acuerdan de Batallón militante?
Ahora nos enteramos que como aumentó el salario mínimo, el sueldo de un preso es 46 % más alto que el de los jubilados.
Así que un preso que no paga luz, gas etc. gana más que una persona que debe vivir en esta sociedad a la que aportó toda su vida…insólito por donde se lo quiera mirar!!!
Siento que además de escandaloso es propio de estos tiempos donde lo que nos dicen no coincide con lo que vemos o lo que nos pasa. Se lo conoce como el relato. Y la saga  presos-jubilados es otro capítulo triste

 

Recommended For You

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *